Cómo hacer que tu relación sea duradera

En el amor
amor, como hacer que tu relación dure, love, noviazgo, parejas, relación duradera, relaciones
0
Cómo hacer que tu relación sea duradera

Una relación duradera

Lo primero que hay que tener claro es que el amor no es esa etapa inicial en la que todo va viento en popa. Eso es el enamoramiento. El amor es lo que viene después, cuando ambos llegan a la conclusión de que la otra persona le interesa de verdad por ser la persona que es, más allá de una atracción física. Y ahí es cuando se comienza a trabajar para mantener el amor.

 

Dar cariño porque sí, sin obligar a que el otro haga lo mismo. Sobre esta recomendación básica coinciden los expertos. La otra es la importancia de la comunicación. Y aquí vienen algunos consejos.

 

Muchas parejas se comunican solo para hablar de las obligaciones cotidianas, pero la complicidad es necesaria. Y de la comunicación también forma parte el tono con el que hablamos a nuestra pareja, aún cuando estamos en desacuerdo. Levantar la voz inapropiadamente puede resultar hiriente. Sin olvidar que hay que aceptar los desacuerdos. La pareja debe aprender a convivir con sus diferencias.

Igualmente resulta irrespetuoso cuando tu pareja trata de hablar sobre algo y no le pones atención.

 

Las parejas que funcionan dicen ‘te quiero’

Sienten su amor y lo demuestran, no tienen miedo de expresarlo, saben lo importante que es para la otra persona y lo hacen.

Además es necesario confiar en el otro. Respetar su espacio y su tiempo. Los celos no controlados pueden dar lugar a situaciones de tensión.

 

El primer paso siempre es reconocerlo

Para enfrentar los celos, lo primero es admitir que se trata de un problema emocional que está afectando a la relación. Si revisas constantemente a tu pareja, buscando señales que te indiquen que te engaña, es probable que tengas un problema. Y no es limitando a la pareja como se va a lograr la estabilidad emocional. En el trasfondo hay una inseguridad propia que debe trabajarse.

 

Cuando se ha encontrado el origen de los celos, se ha de expresar la necesidad. Todo lo que necesitamos es legítimo, no nos castiguemos por ello. Si necesitamos más cariño, pidámoslo, simplemente.

 

Hazte preguntas y relativiza

Se trata de evaluar si tu temor y celos son realistas o no. Según el asesor Emilio Duró, en términos genéricos “el 99% de todo lo que preocupa a la gente son cosas que nunca han pasado ni pasarán”.

 

El primer ejercicio pasa por confiar en el otro y por la autoestima, dejar de compararse con los demás. Si tu pareja te eligió a ti será por algo.

 

¿Y si a pesar de todo tu pareja te pide un tiempo?

Sí, existe una situación posible que puede darse en una relación de pareja sin que eso signifique que el fin ha llegado. Suena duro, pero prepararse para lo peor es un buen ejercicio para buscar soluciones. Imaginar lo que supondría perder al otro es una buena forma de enfrentarse al problema.

Existe la posibilidad de que realmente se haya saturado tu pareja. Puede ser por haber tenido con ella un comportamiento controlador, o muy demandante de atención. La expresión “tenemos que darnos un tiempo” lleva consigo una enorme carga de esperanzas que hacen que la parte dejada confíe en que se reanudará.

¿Qué puedo hacer ante esta situación?

Antes de responder a su petición, tómate algo de tiempo para pensar si quieres o no conceder esa pausa.

Si no la aceptas pueden pasar dos cosas: que tu pareja eche marcha atrás o que vuestra relación termina sin más.

Si decides aceptar su petición: Conviene que aclaréis ciertos puntos de las reglas del juego como cuál es el objetivo o qué está permitido hacer y qué no en ese tiempo.

 

Valora este post

¡Cuéntanos qué te parece!